Un viaje a Rusia. Día cuarto

03/11/08

El tercer día en Sanpetesburgo amaneció siniestro, con toda la maquinaria revolucionaria completamente en marcha. Dejamos a las mentoras con su planning plantadas en la puerta del hostal y llegamos hasta el cementerio. Dilemas morales de lugares sagrados aparte, nos acercamos a las tumbas para posar y diseñamos lo que será el próximo catálogo otoño-invierno del pull&bear. Puede que suene un tanto cínico e incluso frívolo que después nos pusieramos a buscar las tumbas de Dostoievski y Tchaikovski como posesos, pensado unos días más tarde, diría tal vez fue impulsados por el hecho de decir “cuando estuve en Sanpetesburgo estuve muy cerca de ellos”. Sea como fuere, la sensación del momento inexplicable. La tumba del primero estaba coronada por el busto de alguien que a primera vista, hasta que desciframos el nombre en cirílico, nos pareció un científico. La del segundo, era una especie de monumento con pentagramas grabados en la piedra.

Desde allí, volamos a la gran vía Sanpetesburguesa (¿?) para ir a la iglesia/templo de cuyos costados florecen enormes columnados terminados en algo parecido a dos arcos del triunfo. En el interior, más pinturas de santos y una interminable cola para besar los pies de la virgen.

Por la tarde, después de recrearnos con la -escasa- comida típica rusa, y tras un fallido intento de visitar el museo nacional, decidimos entrar en la colourful church. La misma sensación de reconstrucción que en el resto de Sanpetesburgo. Los mosaicos que adornan sus paredes se habían ido deteriorando con el tiempo, pero emplearon varios años para restaurarlo todo y conseguir que sus paredes emanasen cierto olor a nuevo. Y sin embargo, no deja de encandilar y sorprender, sobre todo a la altura donde se encuentran las cúpulas, pues una vez dentro, al inclinar mucho la cabeza hacia atrás para admirar su interior, descubrimos personas en cada una de ellas. La iglesia se construyó sobre el terreno en el que asesinaron a un príncipe y aún se conserva el adoquinado sobre el que cayó inerte. Lo kitsch llega al súmum en la tienda de souvenirs dentro de la iglesia, en la que venden carros corona (¿?) y una especie de kinder sorpresa con los santos dentro.

Nuestros pies cansados nos llevan al parque y  más tarde al hostal. Sin apenas una hora de descanso, volvemos a las andadas sin rumbo fijo. Finalmente el sueño nos lleva hasta el metro, lleno de sus seres de la noche. Como aquel señor pequeño, minúsculo, calvo y jorobado. Vestía completamente de negro, negro grisáceo eso sí. Vimo que se acercaba a todas las chicas y que las acariciaba. Las acariciaba con sus manos rojas, más rojas de lo normal y con sus uñas ensangrentadas. Nosotras, Estela, Claudia, Laura, Ane y yo, intentamos mantener la calma, el tren llega al anden y nos montamos. Estamos bastante lejos de él, pero se nos acerca poco a poco. Cuando nos tenemos más vagón para escapar, llega a nuestro lado y comienza a acariciar mi espalda, llegamos a nuestro destino.

Esta noche dormiré en otra habitación: Simona se fue con el resto de las mentoras y algún que otro adepto a contemplar el irrepetible espectáculo de ver los puentes abrirse (véase la ironía) y Nahuel y Sara están por ahí de fiesta. No quiero dormir sola y me acogen en otra habitación. No recuerdo cuándo dejé de hablar para caer dormida.

n744165890_1996639_9085Estela y Laura posando para la nueva colecciónd de pull&bear

n708132438_918570_7345Javi y yo más de lo mismo

s8004487Javi y el templarraco

s8004494Laura la portuguesa, Sara, Patricia y Claudia (también portuguesas), Nahuel y Margherita en el “típico” restaurante ruso

s8004498Yo, guapa con la colourful church (por fuera, porque para las fotos dentro había que pagar)

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: